Por Mauricio Balderas Villicaña
@MauBalderasV

Entre enero y noviembre del presente año han ocurrido en el país 370 asesinatos de niñ@s y adolescentes, de acuerdo con el informe presentado por la organización Causa en Común. Mientras que entre 30 y 35 mil menores de edad son reclutados de manera forzada por el crimen organizado.

La violencia que viene ocurriendo en nuestro país adolece de manera muy profunda, tan es así, que Guanajuato es la entidad que va a la cabeza en este rubro con 42 casos de homicidios dolosos, le sigue Estado de México, con 30 asesinatos de niñas, niños y adolescentes y Michoacán de Ocampo con 28 casos.

Debemos poner fin a estas lamentables y desgarradoras atrocidades que vive nuestro México. No podemos perder de vista que la seguridad pública es una de las principales funciones del Estado mexicano y al mismo tiempo, un elemento indispensable para poder vivir en paz y tranquilidad.

El panorama es trágico. Los últimos datos que fueron publicados por parte del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, cuentan con un registro de 1027 niñ@s y adolescentes que han sido asesinados.

Los derechos de la niñez y adolescentes debe ser una prioridad en la toma de decisiones presupuestarias, con el fin de contar con bastantes recursos para que se garantice el cumplimiento de sus derechos.

De acuerdo con el Balance Anual de los Derechos de la Infancia en México (REDIM), las muertes por violencia entre enero de 2015 y julio de 2019, se registraron 3 mil 97 feminicidios en todo el país, entre los cuales 317 de las víctimas tenían entre 0 y 17 años. Es decir, uno de cada 10 feminicidios afecta a niñas y adolescentes.

Sin embargo con el paso del tiempo la violencia se desplazó hacia el centro y occidente del país convirtiendo a Guanajuato en la entidad con mayor número de homicidios para la población de 0 a 17 años.

México es el país de los 98 muertos de manera diaria, también es el país más peligroso para ejercer la profesión del periodismo, y su incremento de homicidios dolosos y feminicidio son especialmente graves. Esto significa que al menos 7 de cada 10 asesinatos en México se ejecutan actualmente con un arma de fuego.

Por lo tanto, las autoridades responsables deben realizar su trabajo con valentía, compromiso y demasiada responsabilidad para poder enfrentar y atender a cada una de las víctimas. El acceso a la justicia debe dejar de ser un privilegio de unos cuantos y convertirse en una realidad para toda aquella persona a la que le sea trasgredida su esfera jurídica.

Mauricio Balderas

Mauricio Balderas

Licenciado en Derecho por la Universidad Vasco de Quiroga (UVAQ), Cuenta con tres diplomados uno en Marketing Político e Imagen Pública y el otro en Diseño y Operación de Campañas por la Universidad Nova Spania y el último es en Políticas democráticas para una nueva seguridad ciudadana por la Universidad Iberoamericana en la Ciudad de México. Además es Pdte. de la Asociación para el Fortalecimiento del Campo Michoacano en materia de Seguridad y Desarrollo en México. (AFOCAMEX). Actualmente es columnista de la revista Lideres Generando Lideres.